Variedad Tempranillo 100%.

Elaborado con el fruto de los viñedos de nuestra propiedad.

Fermentación controlada en acero inoxidable.

De bonito color rojo picota con tonalidades violáceas. Intensos aromas florales, así como a fruta madura (mora, grosella).

En boca es generoso, con largo recorrido dejando sensaciones táctiles muy agradables. Redondo.

Variedad Tempranillo 100%.

Elaborado con base en viñedos propios, y siguiendo los métodos tradicionales.

De color cereza muy intenso con reflejos brillantes y tonalidades granates. Aroma fresco, fructoso, con finas motas de roble tostado, muy armonioso.

En boca resulta potente, carnoso, sobresaliendo un equilibrio entre el vino joven y su ligero envejecimiento.

Variedad Tempranillo 100%.

Elaborado a partir de viñedos propios, con gran esmero y dedicación, y de la forma más natural.

De color rojo rubí muy intenso con reflejos granates en el centro y tejas en los bordes. Aromas tremendamente complejos y personales con finos matices a roble tostado.

En boca resulta potente, con gran volumen técnico de madera y fruta muy bien ensamblados, largo y redondo al final.

Elaborado a partir de una minuciosa selección de racimos procedentes de nuestras viñas más viejas. Se controla al máximo la fermentación pasando después a las barricas de roble francés donde realizará ahora la fermentación maloláctica.

Una vez realizado todo este proceso permanecerá en estas barricas aproximadamente 20 meses donde irá envejeciendo, y por último la botella, donde alcanzara su redondez.

Nariz compleja, donde es fácil distinguir aromas compotados de frutos rojos, sobre un elegante fondo de madera noble. Sabroso, tánico, termina en un potente y expresivo final fructuoso.

Variedad Tempranillo 100%

Elaborado a partir de viñedos propios, cuidados con gran dedicación y esmero, en una pequeña bodega familiar que mantiene los métodos más tradicionales y que comercializa alrededor de 180.000 botellas.

Atractivo color rojo picota, bien cubierto, con tonos granates y finales reflejos más tejas. Toda la gama de aromas frutales invaden de una manera sutil y elegante la copa.

Frambuesa, arándanos, cereza madura y ciruela conviven con la madera y los tostados de una forma irreprochable. Buena estructura, poderoso y cálido, final de tostados y recuerdos florales.